Masiva tormenta espacial que tiró la red eléctrica de San Francisco abre paso al colapso de EE.UU.